Running

Calzado Casual o Deportivo Para Practicar Deportes ,Running,Gym,Fitness, Runner, Nike,Adidas,Asics,Salomon,KeepRunner,

BREVE HISTORIA DEL CALZADO DEPORTIVO.

El origen de las zapatillas deportivas data de finales del siglo XVIII, cuando los fabricantes de caucho decidieron utilizar sus excedentes para otros productos aparte de las ruedas de bicicletas y coches. Así, los primeros diseños eran muy sencillos y rudimentarios: las suelas eran de goma mientras que la parte superior estaba confeccionada de lona. En realidad, hasta finales del siglo XIX no empezaron a tener alma propia. Por otro lado, este calzado consistía en un zapato liviano con una suela muy delgada, algo que difiere en gran medida con los modelos actuales en los que la plataforma ha aumentado significativamente.

Los primeros modelos de deportivas que se empezaron a comercializar se denominaron Keds, fabricados por U.S. Rubber Company hace más de 120 años, su significado se debía a lo de “calzado silencioso”, y ya en 1917 se creó la zapatilla de baloncesto.

En la década de los 50, las zapatillas deportivas eran utilizadas por los más jóvenes, pero en la actualidad este calzado no tiene edad, lo utilizan tanto personas mayores como jóvenes.

Las zapatillas deportivas han encontrado un nuevo rumbo, en un pasado remoto, las actividades deportivas se llevaban a cabo con los pies descalzos o utilizando el tosco calzado de cada día.

Para que el running nos ofrezca los resultados esperados, es necesario realizarlo a consciencia, tomando en cuenta una serie de reglas y recomendaciones, pero además complementándolo con otras actividades, como ser el ciclismo, la natación y el levantamiento de pesas, especialmente si pretendemos tener un cuerpo esbelto y bien formado.

Consejos útiles para practicar running

1) Se recomienda alternar la distancia, la ruta y el ritmo cada día, para que el cuerpo tenga la oportunidad de poner a prueba todas sus capacidades. A pesar de ser una actividad aparentemente simple, el running puede beneficiarnos en muchos aspectos, por lo cual no debe hacerse de manera automática y monótona.

2) El cuerpo necesita descanso entre períodos de práctica, ya que esto es también una parte integral del entrenamiento deportivo. Por dicha razón, se aconseja alternar varias disciplinas en lugar de realizar una sola todos los días.

3) Controlar el aumento de distancia de una semana a otra, evitando siempre los extremos, ya que pueden repercutir negativamente en nuestra salud y echar a perder todo nuestro esfuerzo. Puesto en números, nunca se debe incrementar más de un 10% por semana.

4) Aprender a modificar el ritmo para aumentar la resistencia. La velocidad debe incrementarse de forma medida y mantenerse constante en cada fase de la práctica. Uno de los errores más comunes es comenzar demasiado rápido, lo cual resulta en un agotamiento prematuro.

5) Recordar los ejercicios de estiramiento luego de cada sesión de running, aún si esto implica correr unos minutos de menos. Dejarlos pasar puede acarrear lesiones.

6) Trabajar la musculatura al menos dos veces por semana, en sesiones de media hora, para que los músculos evolucionen al mismo nivel que el sistema cardiovascular.

Deja tu comentario

Abrir el chat
¿Necesitas Ayuda?
Hola 😉
¿En que puedo Ayudarte?